Ermita de San Esteban

Iglesia de San Esteban

En el centro de la localidad de Sobremazas, hay un pequeño templo del siglo XVII levantado sobre otra pequeña ermita que bien pudiera ser medieval. En su pórtico se celebraron durante mucho tiempo las reuniones del concejo del pueblo. El edificio es de una sola nave rectangular con cabecera de planta cuadrada cubierta por bóveda de crucería. Adosada a ésta se encuentra la sacristía. El templo cuenta también con un pórtico y espadaña de doble tronera con decoración de bolas y pináculos.

Es un sencillo templo de una sola nave que presenta capilla mayor con bóveda de crucería en la cabecera, espadaña de doble tronera a los pies y pórtico y sacristía adosados al lado sur. La cabecera actual se levanta donde anteriormente se ubicaba la nave de una pequeña ermita. Abierta la capilla mayor a la nave por medio de un arco toral de medio punto, la crucería apoya sobre pilastras, reforzándose este espacio al exterior mediante contrafuertes dispuestos en esquina. En cuanto a empleo de elementos ornamentales únicamente destacan las bolas y pináculos de la espadaña, en la cual se encuentra el cuerpo de campanas. En uno de los laterales inferiores de la espadaña se encuentra un reloj de sol.
En el siglo XVI existía en el lugar donde hoy se levanta la iglesia una pequeña ermita que bien pudo tener antecedentes medievales. La obra del actual presbiterio se debe al cantero Juan de la Portilla en 1677. En el pórtico se celebraron durante mucho tiempo las reuniones del concejo de Sobremazas.