Palacio del Conde de Torreánaz

Palacio del Conde de Torreanaz

Palacio del Conde de Torreanaz

Este palacio construido a finales del siglo XIX y reformado a principios del XX fue mandado levantar por Luis María de la Torre y Hoz, Conde de Torreánaz, Senador y Ministro de Gracia y Justicia. Su arquitectura ecléctica aúna elementos propios de las casonas barrocas con rasgos del Academicismo de finales del siglo XIX, recurriendo a la heráldica como signo de preeminencia social. Asimismo, la amplia finca del palacio presenta destacados ejemplares arbóreos.

Palacio influenciado por la arquitectura barroca montañesa de la cual es reflejo el empleo de arcos de arcos de medio punto tanto en el piso bajo del cuerpo principal del edificio como en el de la torre que se adosa a uno de los laterales de éste. Otro elemento que remite a modelos arquitectónicos de corte historicista es la heráldica, presente en varios escudos (sobre la puerta de acceso al palacio, en la portalada de la finca, en la torre, en un rollo heráldico). Rasgos academicistas son tanto las columnas que flanquean el eje central de la fachada principal como las pequeñas cornisas voladas a modo de remate sobre cada uno de los vanos del piso superior, todos ellos concebidos como balcones. El palacio, tiene notas propias de las arquitecturas regionalista e inglesa. Destaca también el jardín que rodea al palacio, en el que encontramos un templete y el edificio destinado a las caballerizas. La finca que forma el jardín del Palacio es un hermoso y denso parque que incluye cuatro Árboles Singulares de Cantabria.